NOVEDADES

 VOLVER

23-07-2024

Cuáles son los próximos gasoductos que faltan construir

La inauguración del Gasoducto Néstor Kirchner consistió en un primer paso en la búsqueda de conectar la formación Vaca Muerta con nuevos mercados.

La emblemática obra forma parte de un conjunto de iniciativas contempladas en el Programa TransportAr para robustecer el sistema troncal gasífero y adaptarlo a este nuevo escenario de abundancia del recurso en la cuenca neuquina y el declino productivo de otras regiones.

El siguiente eslabón estará dado por la licitación que el Gobierno hará para iniciar la llamada “Reversión del Norte”. 

La urgencia de iniciar estos trabajos radica en el acelerado declino de la producción gasífera boliviana que amenaza con desabastecer a toda esta región en el invierno del 2024. De ahí que las proyecciones oficiales apuntan a inaugurar esta obra entre marzo y abril del año que viene, como ratificó el titular de Enarsa.

Tras esta primera etapa, que será financiada con un crédito de la CAF y, al parecer, con fondos públicos, se podrían transportar unos 19 millones de metros cúbicos diarios en sentido sur-norte suficientes para satisfacer la demanda regional.

Posteriormente, en un segundo paso que se busca viabilizar a partir de la inversión privada, se elevarían los envíos a 29 Mm3/d y ahí sí lograr excedentes para exportar al norte de Chile y a Brasil vía Bolivia.

Para mejorar el abastecimiento y la seguridad del sistema en el AMBA, el Programa Transport.ar supone la ampliación del gasoducto Neuba II con un loop de 39 kilómetros, la ejecución del tramo Mercedes-Cardales que conecta los sistemas de TGS con el de TGN, y la ampliación de los tramos finales de los caños que llegan al Gran Buenos Aires.

Finalmente, el plan oficial prevé terminar el tramo faltante del GNEA e incrementar su capacidad para poder llegar a toda la zona del litoral y el noreste, y un aumento de compresión en el gasoducto entrerriano para tener mayor caudal de exportaciones a Brasil por Uruguayana.

Ya por fuera de este programa planificado por el Estado y completamente aislado del sistema nacional, YPF piensa en poner en marcha tres nuevos caños que irán desde Vaca Muerta hasta una futura planta de GNL en Bahía Blanca, de los cuales Pablo González avisó que se podría licitar el primero de ellos a finales de este año.

Fuente: https://mase.lmneuquen.com/